Áreas | Área de Gobierno de Urbanismo y Vivienda

area_de_gobierno_de_urbanismo_y_vivienda_madriddesignnet

El Área de Urbanismo y Vivienda está dirigida a conseguir un modelo de ciudad en el que se prime la calidad y la sostenibilidad del medio urbano en la ciudad de Madrid.

Área de Urbanismo y Vivienda MadridDesignNetEl Área de Urbanismo y Vivienda está dirigida a conseguir un modelo de ciudad en el que se prime la calidad y la sostenibilidad del medio urbano, mediante nuevos instrumentos de estudio, análisis y desarrollo, como son los laboratorios de innovación y sostenibilidad urbanística y el desarrollo de proyectos urbanos en los que el espacio público tenga un carácter integrador. Para conseguir ese objetivo, desarrolla diferentes líneas estratégicas.

  • En primer lugar, se promueve una ciudad sostenible, mediante la puesta en mercado de suelo urbanizado para vivienda social y libre, la revitalización de las áreas centrales de la ciudad, la apuesta por la rehabilitación del patrimonio edificado, la adaptación de la normativa a criterios de accesibilidad, eficiencia energética y habitabilidad de los edificios y el reequilibrio de los barrios mediante la gestión para obtener zonas verdes, equipamientos y viario.
  • En segundo lugar, se pretende desarrollar una ciudad competitiva, mediante programas de desarrollo de actividades económicas y rehabilitación de áreas industriales, así como la creación de nuevas áreas de centralidad, fomento de la disciplina urbanística y agilización y simplificación de trámites.

Estas grandes líneas se apoyan en una política de vivienda pública, consistente tanto en la rehabilitación del patrimonio consolidado, como en la construcción de nuevas promociones de vivienda a precios asequibles y en buenas condiciones desde el punto de vista de la sostenibilidad urbana. Por último, el Área desarrolla hasta su finalización los proyectos y obras de las principales actuaciones de regeneración urbana de la ciudad, entre las que destacan el Proyecto Madrid Río y el Eje Urbano Recoletos Prado.

El Área de Urbanismo y Vivienda ha seleccionado el Proyecto Madrid Río como la actuación urbanística más destacada entre las emprendidas en Madrid en los últimos años, por su capacidad de regeneración urbana de los barrios del suroeste de la ciudad y, en definitiva, de transformar la realidad tanto física como socioeconómica de la ciudad.
A partir del soterramiento de la M-30, lo que antes era un verdadero corte del tejido urbano de Madrid, compuesto por un río inaccesible estrangulado entre los dos sentidos de la autovía, se convierte ahora en un área de oportunidad, en un espacio libre de 110 hectáreas de extensión y 6 kilómetros de largo, con capacidad de albergar exclusivamente zonas verdes, deportivas y de equipamiento, y con un gran potencial para convertirse en el nuevo eje vertebrador de los barrios del entorno del río.

Por una parte, Madrid recupera un parque fluvial de gran dimensión que hasta ahora se le había hurtado por la deficiente localización de una autovía urbana en una posición muy céntrica de la ciudad, lo que presionaba indebidamente a las áreas centrales y segregaba a los barrios del suroeste. Por otro lado, se favorece la transversalidad de las circulaciones peatonales y ciclistas, que ahora podrán cruzar el río por cualquiera de las 18 pasarelas creadas.

Para los habitantes de los barrios vecinos, el proyecto induce una mejora decisiva en todos los aspectos relacionados con la sostenibilidad medioambiental, en especial en lo relativo a ruidos y calidad del aire. La red de zonas verdes y equipamientos al servicio del ciudadano optimiza su funcionamiento, ya que la nueva situación de refuerzo de la conectividad transversal le permite atender las necesidades de un número mucho mayor  de usuarios potenciales.
El proyecto incide también en el mercado inmobiliario, hasta ahora caracterizado por unos gradientes negativos en función de la proximidad al río, que a partir de su ejecución se invierten, pasando a valorar la cercanía del nuevo parque creado.

La ciudad obtiene un espacio libre de características diferentes a las de todos los que anteriormente existían, por su dimensión alargada y el hecho de servir de conector con algunos de los principales parques de la ciudad. Este nuevo espacio público debe ahora dotarse de actividades complementarias, que enriquezcan su atractivo y refuercen su capacidad de atraer nuevos usuarios. A su vez los ciudadanos deben establecer mecanismos para apropiarse de esta nueva instalación urbana, de forma que se convierta también en algo suyo.

A partir de estos parámetros generales, la participación del Área de Urbanismo y Vivienda en el MadridDesignNet se estructura en cuatro seminarios, de acuerdo con los siguientes títulos.

  1. Madrid Río. Nuevo eje del contexto urbano. La incorporación del río a la ciudad genera una modificación radical de la escena urbana. El río se convierte en un eje articulador del tejido urbano, que estructura el territorio y mejora la conectividad entre barrios, dotando a la ciudad de continuidad. Desde el punto de vista global de la ciudad, aparecen nuevas posibilidades de movilidad urbana, se contribuye a articular y conectar la ciudad y se ofrece una nueva visión del espacio urbano, con capacidad para convertirse en un elemento incorporado a la imagen de la ciudad desde el exterior, que la haga reconocible frente a otras grandes urbes.
  2. Límite/degradación vs. conexión/ regeneración. Para los barrios limítrofes, el proyecto supone un aumento de la calidad de vida, una mejora de la calidad medioambiental, un enriquecimiento de las posibilidades de actividades urbanas, centradas en el ocio, el deporte y la cultura, un aumento de las posibilidades de acceso a equipamientos y dotaciones antes lejanas, y en definitiva una puesta en valor de toda la zona. El río, que antes era un límite urbano, degradado y cargado de connotaciones negativas, ahora se transforma en un elemento de conexión que regenera el entorno, acerca el sur al centro y constituye en suma una potente actuación de reequilibrio urbano.
  3. Flujos urbanos. El espacio público es el escenario donde confluyen los diferentes flujos urbanos, esos flujos a veces lentos, ligados a la circulación peatonal y ciclista, y a veces más o menos rápidos para la circulación rodada. Estos flujos forman redes de movilidad, relación, comunicación e intercambio entre los ciudadanos y el propio espacio, lo que constituye la actividad urbana. La percepción del espacio urbano es diferente en función de estos flujos, distinguiéndose las zonas de permanencia (lugares) de las zonas de tránsito (no lugares). Los equipamientos, centros comerciales y núcleos de oficinas, constituyen los puntos nodales de esta red de flujos urbanos. A su vez, los lugares de cruce de los diferentes flujos se convierten en puntos de intercambio modal, que deben valorarse con usos de apoyo. El estudio y análisis de ese modelo es de gran interés para la ciudad.
  4. Nuevos espacios para la colectividad. Formas de apropiación. Los ciudadanos, acostumbrados durante años a tener frente a sus domicilios un no-espacio, que les obligaba a utilizar el automóvil para acceder a cualquier punto de actividad urbana, se encuentran ahora con una extensión de terreno público, llena de zonas de estancia que deben aprender a utilizar. Este espacio ganado para la ciudad, debe enriquecerse con una oferta de usos lúdicos y de ocio que lo haga aun más atractivo. Los ciudadanos han de acostumbrarse a hacer un uso responsable de esos espacios, a vivirlos, a apropiarse de ellos, a implicarse en su mantenimiento y en la protección contra usos inapropiados, y por supuesto a proponer de forma activa otros usos complementarios, otras normas de relación.

Área de Urbanismo y Vivienda, Política de urbanismo y vivienda del Ayuntamiento

El Área de Urbanismo y Vivienda dirige y gestiona toda la política urbanística y de vivienda de la ciudad de Madrid.
En el campo del urbanismo, el Área se ocupa de promover y redactar planes estratégicos a partir del estudio y análisis de la realidad urbana de cara a mejorar la calidad y la sostenibilidad ambiental de la ciudad. Igualmente se ocupa de fiscalizar y controlar el planeamiento parcial de desarrollo del Plan General de Ordenación Urbana, cuidando que las diferentes propuestas se ajusten a los objetivos que se les han fijado desde el planeamiento general. Esta actividad de planeamiento permite obtener un stock de suelo público dotacional, que luego se pone a disposición de los diferentes organismos sectoriales que construyen y gestionan los equipamientos urbanos.

También se dirige desde aquí la gestión de las operaciones urbanísticas, garantizando el preceptivo reparto de cargas y beneficios y ejecutando las expropiaciones de terrenos necesarios para el desarrollo de la actividad urbanística. Igualmente se supervisan los proyectos de edificación de los edificios a construir en los solares resultantes de esa gestión previa, así como en los edificios existentes, mediante las unidades de licencias, que controlan tanto las obras como las actividades que se desarrollan en los mismos. Esto se complementa con la inspección y vigilancia del cumplimiento de las diferentes normativas, a través de las unidades de disciplina urbanística.

En cuanto a la política de vivienda, desde el área se promueve la construcción de nueva vivienda social, fomentando el alquiler, la rehabilitación del patrimonio consolidado, la eliminación de la llamada infravivienda vertical y la lucha contra los núcleos de chabolismo, así como las reformas tendentes a mejorar la sostenibilidad ambiental y la eficiencia energética de las edificaciones de vivienda. Estas líneas estratégicas se suplementan con una política de subvenciones y ayudas a los usuarios.

Desde el área se promueven y ejecutan los llamados proyectos singulares de la ciudad, es decir, las actuaciones más destacadas que, por su poder de regeneración del tejido urbano, requieren una atención especial, un diseño de calidad y una ejecución especialmente cuidadosa. En estos momentos, esta parte del área se dedica a la realización de los proyectos Madrid Río, Recoletos Prado y Barceló Santa Bárbara.

Existe también una unidad especialmente dirigida a la rehabilitación de Centro Histórico, que promueve estudios detallados de los diferentes barrios del centro, así como actuaciones de revitalización a partir de la instalación de usos de prestigio que se conviertan en atractores de la actividad urbana.

Servicios que desarrolla:

  • Formulación de estudios y planes estratégicos
  • Redacción y tramitación de planes urbanísticos públicos
  • Supervisión y tramitación de planes urbanísticos privados
  • Control de planes urbanísticos de ciudades limítrofes
  • Desarrollo de polígonos de compensación
  • Expropiación de suelos necesarios para el desarrollo de la ciudad
  • Gestión del patrimonio municipal de suelo
  • Reparto del suelo de usos dotacionales a los organismos sectoriales
  • Control de proyectos de urbanización privada
  • Licencias de edificación
  • Licencias de actividad y funcionamiento
  • Protección de la edificación y expedientes de ruina
  • Disciplina urbanística, vigilancia y sanciones
  • Construcción de nueva vivienda social
  • Rehabilitación de vivienda social existente
  • Ayudas a la rehabilitación privada
  • Agencia de alquiler
  • Gestión y realización de proyectos singulares
  • Políticas de regeneración del centro histórico
  • Conexión e intercambio de experiencias urbanísticas con otras ciudades

Datos de contacto
Área de Urbanismo y Vivienda
Calle Guatemala 13
28016 – Madrid – España
Teléfono: 915883644/45
E-mail: ag.urbanismo@munimadrid.es


Valoración · 0 votos
Loading ... Loading ...

Colaboradores:

© 2017 IED | Aviso Legal